Si te gusta el proyecto y la divulgación científica clica en los anuncios que te interesen. Una pequeña miga siempre ayuda.

lunes, 6 de mayo de 2013

Óscar: una maleta, dos maletas, tres maletas



Hoy quería recomendar una película que vi hace ya varios años por vez primera, y que, como es costumbre en mí, he repetido ya unas cuantas veces. La última, hace pocos días junto al oso polar, la paloma negra y…el petauro del azúcar (espero que le guste este animalillo, es entrañable) Hablo de: "Óscar: una maleta, dos maletas, tres maletas".

Resumiendo un poquillo -porque creo que no sería capaz de explicarla sin liarme-, va de un empresario con mucho dinero, Bertrand Barnier, que recibe una mañana la visita de uno de sus empleados, Christian Martin, para pedirle un aumento de sueldo, ya que la joven con la que tiene pensado casarse es de buena posición y le ha hecho creer que es director. Una vez consigue convencerlo, y Barnier da por zanjado el asunto, Martin decide pedir la mano de su joven amada a su padre. La sorpresa y el desencadenante de todo se da cuando resulta que la joven con la que quiere casarse, resulta ser la hija de Barnier.



Es una película francesa del año 1967, pero, que no os eche para atrás la antigüedad, que la película es muy buena y seguro que os hace pasar un rato estupendo de risas. Eso sí, tenéis que estar muy pendiente de todo, porque la verdad es que lleva un ritmo más bien rápido y puede que te pierdas algo.
El protagonista, Louis de Funès, borda a la perfección el papel de cascarrabias. Seguro os suena este actor, ya que fue un cómico francés muy conocido, que hizo gran cantidad de películas. Para los curiosos diré, que su familia tiene origen español, sevillano más concretamente.

Creo que gustó bastante a mis amigos y por eso el oso polar me recomendó hacer una entrada. 
Pues aquí está. No os decepcionará. Ya la vi con varios amigos en otra ocasión y también les gustó mucho.